Cinco pasos para dinamizar un debate virtual

2020-06-09

El mundo virtual es un gran espacio de relacionamiento, encuentro e interacción para millones de personas en el mundo, por ello, hoy en día los encuentros laborales, familiares o de amigos que antes se hacían en lugares físicos como en la oficina, la casa, o en sitios públicos, han tomado más protagonismo y se han trasladado a las redes sociales o plataformas de reunión digital, convirtiéndolas en algunos casos en debates virtuales. 


El mundo virtual es un gran espacio de relacionamiento, encuentro e interacción para millones de personas en el mundo, por ello, hoy en día los encuentros laborales, familiares o de amigos que antes se hacían en lugares físicos como en la oficina, la casa, o en sitios públicos, han tomado más protagonismo y se han trasladado a las redes sociales o plataformas de reunión digital, convirtiéndolas en algunos casos en debates virtuales. 

Seguramente se ha preguntado cómo dinamizar estos encuentros para que no se tornen aburridos y para lograr que todos sus integrantes aporten a la conversación de manera responsable y tranquila. De acuerdo con la investigadora y docente de la Maestría en Comunicación de la  Universidad Nacional Abierta y a Distancia, Cecilia Acosta, “las condiciones tecnológicas son claves para mantener la atención, sin embargo otros aspectos como poner en claro los temas y tiempos de participación son vitales para el cumplimiento de un debate o reunión digital”.

De acuerdo con lo anterior, es clave que como participantes de la Convivencia Digital se tengan en cuenta consejos que ayuden a mantener un debate dinámico, más allá de tener un hilo conductor en las conversaciones y un moderador; por eso, a continuación presentamos 5 pasos para sostener un debate en un entorno virtual: 

  1. Establecer confianza: Permite a los participantes conocerse y presentar sus argumentos, genera momentos de interacción entre todos los miembros de grupo y sobre todo establece cero tolerancia a los ataques.
  2. Que todos participen: Se recomienda darle voz a todos los miembros de un grupo, sin presionar a los que hablan poco; es importante que todos expresen puntos de vista, sin caer en la monopolización de quienes son más extrovertidos.
  3. Intercambio de Información: Estimula los argumentos respaldados por fuentes confiables y permite que se compartan links, documentos y piezas multimediales que aporten al tema que se discute.
  4. Mantén el tono: Es usual experimentar situaciones en las que el tono puede tornarse agresivo, en ese caso debes mantener la calma y hacer que los demás debatientes sigan el ritmo de la tranquilidad. Apaciguar los ánimos depende de acciones como un cambio de tema, una intervención acertada o un simple break para dejar la situación en pausa. 
  5. Concluir: Llevar a conclusiones claras puede ser uno de lo puntos más difíciles de un debate; sin embargo, para mantener la atención de los participantes es importante hacer un recuento de los aspectos entendidos y cubiertos en el debate. 

Con estos pasos puedes dinamizar una charla virtual muy interesante para la construcción de conocimiento o planeación de un proyecto de alto impacto, también estos consejos pueden ser aplicados por docentes que estén incursionando en el e-learning. Acosta hace hincapié en que “el intercambio de conocimientos y experiencias solo es posible si se escucha atentamente al otro y esto debe siempre mantener en un espacio virtual”,  así todos los participantes tendrán opción de participación y socialización digital.