Website Security Test

Europa pone freno a violación de derechos de autor en redes sociales

27 - Septiembre - 18

La Comisión Europea acaba de aprobar una polémica directiva que cede la responsabilidad a las grandes empresas de internet de controlar el tipo de contenidos que comparten sus usuarios

PoderDigital

La Comisión Europea acaba de aprobar una polémica directiva que cede la responsabilidad a las grandes empresas de internet de controlar el tipo de contenidos que comparten sus usuarios, al tiempo que impone un pago de derechos a los autores de estas obras. 

De acuerdo con la Directiva sobre Derechos de Autor en el Mercado Único Digital 2016/0280 (COD), los proveedores de contenido deberán pagar una licencia a los creadores, sean bloggers o periodistas, por usar un fragmento con una foto, encabezado y extracto de sus textos. Esto es lo que sucede cuando un usuario comparte una noticia en su plataforma. 

Según el sitio web Genbeta, Google, que se dedica a indexar enlaces en su motor de búsqueda, también tendrá que solicitar licencias de pago o pedir permiso para poder seguir haciéndolo. Por ese motivo, este artículo ha sido bautizado como ‘impuesto al vínculo’.

En este sentido, quien indexe videos de YouTube o Twitter también tendrá que pedir permiso al creador o pagar por una licencia. 

Junto a esto, la directiva igualmente responsabiliza a las plataformas web por velar de el contenido que compartan sus usuarios no suponga violaciones de derechos de autor. Así, Twitter, Facebook, Google y demás servicios que indexen contenido tendrán que "adoptar medidas pertinentes" como el "uso de técnicas efectivas de reconocimiento de contenidos".

En otras palabras, las empresas de internet ahora tendrán que revisar todos los contenidos que suban sus usuarios y, en caso de no cumplir con los derechos de autor, vetarlos de forma permanente. 

De acuerdo con Genbeta, este requisito se aplica a “plataformas que alojen una cantidad significativa de contenido y que lo promuevan". Quedan fuera los sitios web pequeños, aunque nunca brinda una definición clara de los dos conceptos. 

Cabe señalar que estas decisiones podrían tener un impacto global, al promover cambios en los códigos fuentes de las plataformas y al intervenir redes que tienen una audiencia global. 

Información relacionada