Un sexting inventado

27 - Enero - 17

Crecen reportes de jóvenes que son chantajeados con montajes fotográficos. Así debe proceder si es víctima de esta tendencia.

Abuso Sexual

María Isabel* recibió un mensaje en su cuenta de Facebook que la dejó totalmente desconcertada. Un hombre que no conocía le exigía tener un encuentro sexual para no revelar entre sus contactos unas imágenes en que ella aparecía teniendo relaciones con otras personas y que, le confesaba sin pudor, hacían parte de un montaje realizado con el programa de edición fotográfica Photoshop. 

Básicamente, el criminal había descargado fotos de las redes sociales de María Isabel -quien tiene 15 años- y las había unido a imágenes pornográficas. 

Esta es solo una de varias denuncias que ha recibido En TIC confío en las últimas semanas, donde jóvenes no saben cómo enfrentarse al dilema de enfrentarse contra esta clase de chantajes: ¿qué dirán mis amigos y familiares? ¿me creerán que se trata de un montaje? ¿qué debo hacer? 

Inicialmente, hay que denunciar el hecho ante las autoridades. En este caso, el criminal está incurriendo en delitos como ciberacoso y pornografía infantil, pues está simulando imágenes sexuales donde aparecen menores de edad. Es posible realizar estas denuncias anónimas a través del sitio web Te Protejo (www.teprotejo.org) y del Centro Cibernético Policial (www.ccp.gov.co).  

Así mismo es importante contarle de estos casos a una figura de autoridad que le genere confianza, como sus padres o un profesor. Ellos entenderán la situación y le brindarán todo su apoyo para enfrentar al delincuente. Recuerde que estos abusadores buscan personas solas y vulnerables para ejercer su poder. 

Finalmente, las redes sociales tienen servicios para evitar esta clase de delitos a través de su plataforma. Si recibe estas amenazas en Facebook, diríjase a esta página web donde podrá denunciar al acosador para que sean bloqueadas su cuenta y sus actividades.   

* El nombre fue cambiado para proteger la identidad de la menor. 

Información relacionada